PASOS

febrero 21, 2018 Orfeo 0 Opiniones

Tomo nota a cada paso que doy, fijándome en lo que nadie parece dar importancia. Cada día me maldigo a mí mismo por haber nacido así, por valorar cosas que no debería y por buscar en los demás reliquias que creo extintas. 

Cada objeto que veo, cada persona que me encuentro, entra en mi cabeza y no paro de darle vueltas. Me imagino tantas cosas en tantos segundos que mi corazón no es capaz de asimilar lo mucho que sufro. 

Lágrimas deshidratadas y corazones rotos, mis ojos te recuerdan en cada senda que destrozo.
 
Y cuando empiezo a entenderlo, veo que no quieres resolverlo. Mis pasos ya no te acompañan y mis lágrimas, secadas en la nada, quieren vernos de nuevo.

Ojalá formar ese futuro juntos, donde las hadas nos llaman para bañarnos en su magia y los unicornios vuelan para cabalgar a su llamada.

¿Por qué has decidido irte, Justo? Veintiséis son las veces que me acuerdo de tu sonrisa y una más que me llevo para recordarla siempre con premisa.

0 comentarios:

Deja tu comentario!